lunes, 7 de junio de 2010

Horizonte

Hoy una mano de congoja
llena de otoño el horizonte.
Y hasta de mi alma caen hojas.
Pablo Neruda


Desde mis poros,
desde mi cuerpo-alma, caen hojas.
Soy un libro desmembrándose en palabras,
en hojas como lascas de cristal y risa
cual febriles lágrimas ancestrales
de tribunas nunca declaradas.
Hoy el viento transporta primavera
al trocar la sequedad del sepia
por espigas doradas de serenatas otoñales.


Mi amiga la tristeza
se hace congoja derramada
sobre horas de horizonte pleno.
Y sus dedos derrotan todas las razones,
trayendo el sabor del río a mi cintura,
la tinta violeta a mis páginas,
el amor a mis ojeras trasnochadas.


ANY CARMONA

5 comentarios:

Bastardo Grenouille dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Bastardo Grenouille dijo...

Puede parecerte raro, pero te quiero confesar que, como la navidad a un niño risueño, me embriaga el sabor de las lágrimas secas.

Bellas letras destilas amiga poeta.

Ana Carmona dijo...

Nunca dejes de visitarme, tus comentarios traen alegría a mi día...Besitos...Any

Catalina Zentner dijo...

Un poema que además de hermoso, transmite unas delicadas sensaciones.

Abrazos y felicitaciones por tus letras.

Ana Carmona dijo...

Gracias mi querida amiga por tus alentadoras palabras...besitos...Any